Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Oct 2022 - Edición 267

Alcohol, tabaco, drogas y pantallas: Sin bajar la guardia

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

Profesores: Ser testigos orgullosos de la edad y la experiencia

No es que la edad de por sí entregue sabiduría pero, bien aprovechada, aporta una perspectiva que puede ser esencial para el ambiente vertiginoso en que viven nuestros adolescentes.

Por: Luz Edwards S.
Profesores: Ser testigos orgullosos de la edad y la experiencia

Es común escuchar que los adolescentes solo se interesan por la tecnología y que no respetan a sus mayores. Pero ¿cuál es nuestro rol, como padres y profesores, al respecto? Muchas veces, somos los adultos los primeros en rendir culto a la tecnología y la juventud, y creernos la idea de que no tenemos mucho que aportar porque no sabemos compartir pantalla en una reunión online o porque no tenemos usuario en las nuevas plataformas de contenido o redes sociales.

Así nos lo recuerda la profesora española Pilar Hernández Dopico. “En la Época Clásica, aquellos que formaban eran los que tenían más años, solo hay que pensar en las academias de Grecia y Roma. En la Edad Media, los príncipes, los herederos de los tronos, tenían que formarse con los más sabios y, por tanto, con los expertos de mayor edad del reino. Y en las sociedades tribales, de igual manera, los mayores son los sabios, a quienes se acude para resolver cualquier cuestión. Por lo que, a lo mejor, los que estamos un poco confundidos con respecto a quién debemos escuchar, ver y seguir somos nosotros, los protagonistas de las sociedades más desarrolladas”. 

-Los adultos formadores podemos, con nuestro testimonio, corregir la imagen negativa de la edad. Mostrarnos humildes cuando no sabemos de algo que es nuevo, a la vez que seguros de que los años de vida y reflexión no han pasado en vano. 

-¿Qué aportan los años a un profesor? ¿Y a una persona a cargo de formar, en general?

-No voy a negar que la juventud está configurada por unos años maravillosos de diversión, experimentación y salud. Es la etapa en la que se adquieren las experiencias que el día de mañana serán aprendizajes que configuran un carácter y una forma de entender la vida. Por eso mismo, es valioso que ese periodo sea acompañado por personas de edad y experiencia, que ponderen y entreguen otra perspectiva. Digamos que cuando tienes 20, crees que lo sabes todo y cuando tienes 40, que no sabes nada. 

Así, en el mundo de la docencia es exactamente igual: un profesor joven tiene una gran ilusión, alegría por su trabajo, muchas ganas de cambiar el sistema y de dar una nueva forma a la educación en su país. Y esto es fundamental porque empuja a aquellos de más edad al cambio. Sin embargo, el profesor de más edad tiene el conocimiento de años de experiencia, de muchos cursos con menores, de miles de reuniones tratando con padres, apoderados, situaciones particulares familiares… que le permiten tomar decisiones más acertadas, e incluso, hacerlo más rápido.

-A veces se alude a la tecnología como brecha insalvable, ¿cuál es su visión?

-Si la experiencia la tenemos y el conocimiento también, tan solo cambia el canal por el que lo hacemos llegar a los alumnos; si antes hablábamos durante una hora seguida y ahora lo que hacemos es hablar media y dedicar la otra media a crear un blog con los estudiantes sobre esa charla, estamos ganando en aprendizaje colectivo que, además, les va a ser muy útil para su futuro. No creo que haya que tener miedo de no ser capaces de aportar lo que los alumnos necesitan, todo lo contrario: conocimiento y experiencia, sumado a nuevas tecnologías, puede hacer a profesores mayores imparables y dejar huella en sus alumnos de por vida.

Por otro lado, me parece que existen prejuicios. Hay personas, da igual su edad, que tienden a no aceptar los cambios, a no aceptar propuestas, a no querer participar en actividades. Esto en docencia es peligroso, porque no se enteran de las verdaderas necesidades de los alumnos. Sin embargo, no creo que sea cuestión de edad; habrá alguno que con los años se le note más que prefiere vivir y trabajar como si estuviera solo, pero seguramente se le ha notado toda la vida.

-¿Y qué puede aportar si, además de un profesor mayor, ha criado a sus propios hijos y ya es abuelo?

-Indudablemente, el tener hijos y nietos ayuda a entender la infancia desde una perspectiva personal, pero claro, por esa regla de tres, un cirujano tendría que haberse operado del corazón para poder operar a otros. Entonces, si bien el tener hijos es una experiencia vital enriquecedora y tener nietos también lo es, no es condición indispensable para ser un excelente profesor. 

Para ver y reflexionar

La serie Anne with an E se basa en el libro Anne de Greene Gables y muestra las aventuras y vida de una niña huérfana que a los 13 años es adoptada por Marilla y Matthew, dos hermanos mayores, solteros y sin hijos, que viven juntos a cargo de la granja familiar. Su idea inicial era adoptar a un niño hombre que les ayudara con las tareas, sin embargo, por error les llega Anne y los hermanos se dejan sorprender por el destino. Ha sido de las series más vistas de Netflix. Algunas ideas que deja el programa al espectador:

  • El trato, el cariño y el respeto son lo esencial cuando se está a cargo de la formación de un niño o adolescente.
  • Si bien puede ser físicamente cansador, formar adolescentes es una experiencia que entrega energía al adulto y estimula su intelecto.
  • Adultos que ya han recorrido la etapa más vertiginosa de su propia vida pueden guiar con paciencia y sin apuros las mentes y corazones juveniles.

 

¿Quién es?

Pilar Hernández Dopico, profesora española con magíster en Educación Especial que trabaja con alumnos y familias en centros educativos. También prepara a profesores que postulan a la educación pública en España (proceso llamado oposición) y escribe columnas de educación.

 

Deja un comentario

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.