Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Sep 2021 - Edición 255

La tecnología, ¿Cambió la forma de enseñar o no?

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

“El colegio me marcó en lo personal, en lo intelectual, en lo vocacional”

Conversamos con el recién asumido gobernador de la Región Metropolitana, Claudio Orrego, para quien su paso por el colegio no fue indiferente; por el contrario, marcó totalmente su vocación y su trayectoria política. ¿Cómo fue su etapa escolar, qué profesores lo marcaron?

Por: Paula Elizalde
“El colegio me marcó en lo personal, en lo intelectual, en lo vocacional”

Gobernador. Exintendente, exministro, exalcalde. En definitiva, político. Claudio Orrego, abogado de profesión, ha estado en muchos cargos públicos, hoy conversa sobre su etapa escolar desde su cargo como gobernador de la Región Metropolitana, primer gobernador elegido democráticamente.

-¿Qué recuerdos tienes del colegio?

-Uf, recuerdos tengo muchos de mi colegio, fui de esas personas que vivieron en el colegio de primero a cuarto medio, día y noche. Estuve en el centro de alumnos los cuatro años, en tercero medio fui elegido presidente, antes estuve de delegado, estuve en las colonias urbanas, en misiones, taller de debate, taller de realidad internacional, taller de literatura, fui scout, fui atleta. ¡No hubo cosa que no hiciera! Mi último año, cuando fui presidente del centro de alumnos, fue una experiencia de verdad intensísima. En esa época, el presidente del centro de alumnos participaba con derecho a voz y voto en el consejo superior del colegio, así que sentía que era una tremenda responsabilidad. Muchos de mis grandes amigos vienen todos de esa época; de hecho, con un grupo del centro de alumnos llevamos cerca de 30 años acampando en familia desde ese entonces. 

A mí el colegio me marcó en lo personal, en lo intelectual, en lo vocacional, profunda, profundamente. 

-¿Algún chascarro o anécdota de ese tiempo?

-Una vez con el centro de alumnos, después de la semana del colegio, teníamos un depósito en que no nos calzaban las lucas, y nos pusimos a trabajar, salíamos a repartir volantes de una empresa, para poder pagar esa diferencia de plata que había, hasta que nos dimos cuenta de que había sido un error nuestro y que no se había perdido ningún peso. Eso te da cuenta de lo escrupulosos que éramos al administrar la plata que le pertenecía al resto. 

-¿Ramo preferido? ¿Y el que menos te gustaba?

-Ramos preferidos, Inglés y Ciencias Sociales. Ciencias Sociales porque tuve muy buenos profesores, Antonia Echenique era una de ellos, muy exigente. En Inglés, era Jorge Cánepa, nos hacía aprender discursos, me acuerdo haber aprendido en inglés el discurso del Gran Dictador, de Charles Chaplin, leer libros fantásticos para esa edad y, por supuesto, escribir mucho, en ambos ramos.

-¿Cuándo comenzó tu gusto por lo público, por la política?

-Mi gusto por lo público partió por lo social. Nosotros teníamos estas colonias de verano donde íbamos a poblaciones, Renca y Conchalí, donde estábamos con los niños de más bajos recursos. Eso me marcó muchísimo a mí.

Después, estando en el colegio, me fui a vivir un mes a la población, con los asociados de la congregación del colegio, la Holly Cross. Y ya estando en la universidad, me fui a vivir a una población, durante tres años, producto de esa misma vocación. 

Lo primero fue la vocación social. Después vino el despertar político. Yo me sentía muy comprometido con la defensa de los derechos humanos. 

-¿Qué haces en tu tiempo libre?

-Hago deporte, el deporte para mí se transformó en un hábito, en algo que me constituye y que es parte de mi salud mental. Me vengo trotando dos veces a la semana a la oficina, me vengo en bicicleta otras dos y hago bicicleta con los amigos el fin de semana, o trote. 

Deja un comentario

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.