Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Oct 2020 - Edición 245

Educar en el cuidado del medio ambiente

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

Sustentabilidad: 1er Termómetro de la Familia en Chile

Convencidas de que cada hogar es el principal promotor de la sustentabilidad y del ciudado del medio ambiente, las directoras de Needo informan del resultado de este estudio en que evaluaron las cinco dimensiones que conforman su modelo de “Hogar Sustentable”: vida saludable, corresponsabilidad, hospitalidad, consumo responsable y ciudadanía digital.

Por: María Ester Roblero. Ilustraciones: Needo
Sustentabilidad: 1er Termómetro de la  Familia en Chile

“Sin el compromiso de las familias y de cada hogar, es imposible cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible planteados por las Naciones Unidas para el año 2030”, señalan María José y Bebi Calvimontes, socias y directoras de la consultora Needo, que asesora a diversas instituciones para implementar estrategias de sustentabilidad y cuidado del medio ambiente.

A través de Needo ambas promueven, desde el año 2011, la práctica de la sustentabilidad (económica, social y ambiental) en la vida cotidiana. Diseñaron un modelo de “Hogar Sustentable”, que ha sido reconocido y valorado por organismos internacionales como el observatorio español “The family watch” y por Renata Kaczmarska, coordinadora del Programa de Familia de la ONU.

“Nuestra agenda de trabajo contemplaba para este año 2020 realizar el 1er Termómetro de la Familia en Chile. A pesar de la crisis sanitaria, decidimos continuar con este proyecto ya que este año se marca inicio de la década de acción que nos demanda la Agenda 2030 de la ONU”, agrega María José.

La persona humana al centro

“Nuestra principal motivación al encargar este “1er Termómetro de la Familia en Chile” a una empresa especializada ha sido conocer más y mejor a las familias chilenas desde la perspectiva de la sustentabilidad humana”, explican. “Creemos que si se piensa en la familia como entidad privilegiada para la vivencia de la ecología humana, es decir, poniendo en el centro a la persona, y junto a ella al hogar en el que nace y crece, podemos lograr impactos enormes ya que es allí donde se producen aprendizajes irreemplazables para tomar decisiones conscientes y responsables”, señala Bebi Calvimontes. El estudio fue realizado entre marzo y abril de este año 2020, sobre una muestra de 615 entrevistas a nivel nacional, en todas las regiones de Chile.


Resultados del 1er Termómetro de la Familia en Chile

   Vida saludable:

Definición: Es aquella dimensión que favorece el desarrollo de la persona, desde el punto de vista físico, mental y emocional. Sus pilares son la buena alimentación, la actividad física, la paz interior y las sanas relaciones personales.

Lo positivo: El 27% de las familias chilenas comparten el almuerzo de lunes a viernes. Se aprecia que la hora de comida es fuente de oportunidades para la transmisión de valores y la formación de habilidades para la vida.

Lo negativo: Se observa con preocupación que nueve de cada diez personas no realizan ningún tipo de actividad física. Las ocasiones de ocio compartidas en familia son de tipo sedentario. Las actividades culturales y en contacto con la naturaleza se dan en forma minoritaria.

 

Hospitalidad:

Definición: Implica recibir, acoger y atender a todos, sin exclusión. Considera la actitud cordial, dispuesta y al servicio de todo ser humano, pero con mayor dedicación a personas dependientes, con necesidades especiales, adultos mayores y migrantes.

Lo positivo: El 83,9% de los encuestados considera que la relación con migrantes es un aporte favorable para la familia.

Lo negativo: Solo la mitad de los encuestados invita a su casa a compañeros de trabajo migrantes. Por otro lado, aunque un 15,6% de los entrevistados tiene en su grupo familiar a alguien dependiente o con necesidades especiales, en el 47,9% de los casos su cuidado recae en la misma persona de la casa. También cuidan más mujeres (57,3%) que hombres (33,5%).

 

Corresponsabilidad:

Definición: El cuidado de la casa es deber de todos los que la habitan. En un hogar en que se vive la corresponsabilidad se comparte y se colabora, se forma en la empatía y colaboración.

Lo positivo: La conciencia de esta necesidad está presente en cerca del 90% de las personas consultadas. Demuestra el interés de los padres por involucrarse activamente en la educación de niños y jóvenes, a través de cursos que les brinden los conocimientos necesarios para apoyar su pleno desarrollo.

Lo negativo: Las personas echan en falta políticas públicas que apoyen la corresponsabilidad, como flexibilización del horario laboral, contratación de colaboradores que residan cerca del lugar de trabajo y teletrabajo.

 

Consumo responsable:

Definición: Hace referencia a la práctica de consumir solo lo necesario y conocer lo que se consume (de dónde viene, de qué está hecho, a quién afecta su producción y la disposición final de sus residuos).

Lo positivo: La gran mayoría de los entrevistados (78,9%) manifiesta que en su familia se cuidan los recursos naturales, como el agua y la energía. Esa respuesta mayoritaria es un buen punto de partida para impulsar un estilo de vida sustentable.

Lo negativo: El transporte sigue siendo el mayor problema para muchas familias; queda todavía camino por recorrer, tanto a nivel de toma de conciencia en las familias chilenas como de infraestructura y políticas que lo favorezcan.

 

Educación digital:

Definición: En un hogar sustentable se usan las tecnologías de la información y comunicación en forma saludable y con sentido: como un medio, nunca como un fín; como herramientas para pensar globalmente y actuar localmente, para establecer y mantener conexiones de valor.

Lo positivo: Chile exhibe una creciente penetración de tecnologías de comunicación. Un 98,6% de los encuestados declaró utilizar tecnologías en el hogar.

Lo negativo: En siete de cada diez hogares no se regula el uso de las tecnologías. Considerando que el uso responsable de las herramientas y plataformas digitales requiere de aprendizaje, acompañamiento, diálogo y supervisión, parece ser urgente intervenir en este ámbito brindando a las familias contenidos y espacios de formación en buena convivencia online.

 

Conclusiones:

María José y Bebi Calvimontes concluyen que:

1. Las familias son actores fundamentales para el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. “Siempre se habla de lo que deben hacer los gobiernos, las empresas y las organizaciones no gubernamentales, pero muy pocas de lo que puede hacer la familia. Esto que termina siendo clave”, señala María José.

2. Existe un gran interés a los padres de formarse: “Un 90% los entrevistados manifiestan interés en asistir a cursos de formación, reconocen que tienen que aprender para ser padres y para educar en el uso de nuevas tecnologías”, explica Bebi.

3. Aunque haya cada vez más acceso a la tecnología y a las nuevas plataformas, muy pocos hogares las usan como una herramienta para formarse y participar con mayor responsabilidad en la sociedad. Por esta razón aún no se emplea internet para la adquisición de nuevos conocimientos, etc… “Son oportunidades que se están perdiendo y se debiesen aprovechar”, concluyen.

El link corto para descargar el estudio completo es: tinyurl.com/TFamilia2020

Deja un comentario

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.