Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Ago 2019 - Edición 233

Familia y Colegio unidos contra las adicciones

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

En Vicuña: “Tenemos un colegio libre del consumo de drogas, alcohol y tabaco”

Contento con sus resultados académicos, conversamos con el director del Colegio Edmundo Vidal Cárdenas en Peralillo (Vicuña), Ruperto Pizarro, acerca de los programas para prevenir el consumo de drogas y alcohol en su establecimiento. “Estamos muy felices por los resultados obtenidos en lo académico, que son producto del trabajo en equipo que realizamos, como en cada acción frente a los estudiantes y la comunidad donde estamos insertos”.

Por: Marcela Muñoz Illanes
En Vicuña: “Tenemos un colegio libre del consumo de drogas, alcohol y tabaco”

“Tenemos un colegio libre del consumo de drogas, alcohol y tabaco, certificado por los organismos correspondientes, estudiantes que cuidan su espacio y hacen conciencia en la comunidad donde viven, padres que escuchan a sus hijos e hijas respecto de consumos, reflexión y análisis desde los estudiantes frente a la comunidad, objetivos focalizados en aprendizajes, calidad de vida, deporte, arte y otras actividades de interés para los estudiantes, mejora en resultados académicos, convivencia, participación ciudadana, entre otros”, cuenta el director del Colegio Edmundo Vidal Cárdenas en Peralillo (Vicuña), Ruperto Pizarro.

El director explica que desde 2017 la escuela Edmundo Vidal dio un salto en la formación de estudiantes sumando a cursos de educación media para pasar a ser un colegio, el único en su comuna con un nivel alto, “según la evaluación entregada por la Agencia de Calidad de la Educación del Ministerio de Educación”.

“Nuestros resultados de evaluaciones estandarizadas del último año fueron notables y evidenciaron el trabajo en equipo que realizamos respecto a este tema y otros que han permitido a las familias y estudiantes creer que pueden avanzar, crecer, emprender su propio vuelo en la vida y algún día cumplir todos sus sueños, aportamos a estudiantes felices, innovadores, creativos y con grandes opiniones”.

Dentro del trabajo para prevenir el consumo de drogas y alcohol, el director destaca también actividades extraprogramáticas y la realización de charlas motivacionales de exalumnos, “quienes cuentan sus experiencias exitosas y sus dificultades para lograr sus sueños, las cuales terminan mostrando que sí podemos llegar adonde cada uno desee”.

Con ese mismo tesón han abordado también el tema de la prevención de las drogas y el alcohol. “Somos un colegio abierto a la comunidad y trabajamos con las ocho juntas de vecinos del sector, tres clubes de adultos mayores y otras instituciones, con quienes coordinamos el mismo discurso, transferido para todos en diversos momentos y por diferentes líderes. Para ello, trabajamos desde las emociones, indicando y demostrando cuán importantes son todos para nosotros, que nuestro futuro está en sus manos, que deseamos lo mejor para ellos, entre otros mensajes”.

—¿Cómo abordan el tema de las drogas y el alcohol con los alumnos?
—Les mostramos la realidad, por dura que esta parezca. Los llevamos siempre a la reflexión, el análisis y a identificar las variables que pueden inducir a un joven al consumo. Después comentan de situaciones cercanas y expresan sus opiniones al respecto. Concluimos entendiendo varias situaciones como la tristeza, agonía, clamor del joven que consume, drama familiar, drama personal, privarse de oportunidades, entre otras.

En verdad, son jornadas hechas con madurez, entendiendo que son adolescentes que también están faltos de escucha atenta de los adultos, aprecio, cariño y todo lo emocional que influye en estas edades un poco complejas. Nos dejan llenos de agradecimientos sus familias, que confían en nosotros como colegio, agradecimientos a Dios por la oportunidad de haber elegido ser profesores y maestros, agradecidos de nuestras experiencias de vida y del cariño recíproco que recibimos de nuestros estudiantes.

—¿Qué estrategias destacaría?
—Hemos desarrollado un plan concreto sobre el tema de la prevención. Es clave el trabajo que implementamos con la dupla psicosocial del colegio, quienes realizan charlas preventivas enseñando cuáles son las consecuencias en nuestro contexto geográfico frente a estas situaciones.

Cuenta el director que además implementan “foros y debates que realizan los mismos estudiantes liderados por ellos mismos y asesorados por la dupla o docentes o directivos, lo que consiste en ‘lanzar el balón del conflicto o problemática a los estudiantes’, esto les permite reflexionar y analizar entre pares para buscar estrategias y prevenir, cuidarse y quererse”.

—Trabajamos mucho el tema de las emociones. Eso es algo que realizo como director con algunos docentes que, en forma aislada, interrumpimos una clase en alguno de los cursos e iniciamos una conversación en confianza y desde las experiencias de los estudiantes. Ellos comienzan a conversar de sus vecinos, barrios, amigos, fiestas, entre otros, mostramos oportunidades fuera de las drogas y todo lo que este mundo globalizado nos permitirá disfrutar.

A lo anterior se suma el hecho de que realizamos una acción que considera la visión del estudiante, consiste en relatar a ellos una historia asociada a sus vidas futuras, los estudiantes con sus ojos cerrados deben utilizar su propia imaginación durante el relato, que no es más allá de cinco minutos, y luego preguntamos ¿lograste verlo? Cuando ellos mencionan que sí, nosotros reforzamos diciendo que también lo vimos, lo creemos y sabemos que son nuestra mayor herencia.

—Entonces, la escuela pasa a ser un aliado en el tema de la prevención.
—Sí, y para ello realizamos campañas internas desde el centro general de alumnos, y les mostramos a los apoderados la importancia de amar a sus hijos por siempre y no perderlos en la droga o el alcohol u otro. También buscamos redes de apoyo comunales y cercanas, incentivando una vida enfocada en el deporte, la música y otros intereses de los estudiantes. En definitiva: entregando oportunidades de crecer emocionalmente, creyendo, llorando y riendo juntos.

Claves para una prevención exitosa

• Charlas motivacionales de exalumnos.
• Conversaciones desde las emociones.
• Visualizar oportunidades para seguir progresando.
• Entrega de afecto y confianza.
• Apoyo de sus proyectos.

Deja un comentario

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.