Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Sep 2021 - Edición 255

La tecnología, ¿Cambió la forma de enseñar o no?

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

Aprendizajes exitosos en los alumnos: La importancia del trabajo colaborativo

La doctora Rose Linda Martínez lleva años investigando en Estados Unidos acerca de las claves para lograr un aprendizaje exitoso en los estudiantes. Asegura que el trabajo colaborativo permite que la comunidad escolar se adapte a los cambios y, de paso, ejercer un liderazgo exitoso y obtener resultados sorprendentes en la comunidad escolar.

Por: Marcela Paz Muñoz Illanes
Aprendizajes exitosos en los alumnos:  La importancia del trabajo colaborativo

 

 

“Existe evidencia importante que ha demostrado la efectividad del trabajo colaborativo y el liderazgo y que puede impactar positivamente en el aprendizaje de los alumnos. Sabemos que el aprendizaje de los alumnos es un proceso de interdependencia entre las capacidades de la escuela y el liderazgo de su equipo de profesores y directivos”, explica la doctora Rose Linda Martínez desde Estados Unidos.

Ha pasado gran parte de su vida estudiando cómo el “arte del liderazgo” influye en los resultados y el aprendizaje de los alumnos. Cree y es una convencida de la importancia entre el arte del liderar una escuela y los movimientos de contabilidad y administración de la misma escuela. “Mientras buscamos enseñar a los futuros profesores cómo ejercer el liderazgo, las nociones sobre contabilidad y las estrategias directivas siguen siendo el foco de la práctica del liderazgo”.

—¿Qué elementos caracterizan un liderazgo exitoso en la escuela?

—Desafortunadamente, cuando intentamos describir el trabajo de un líder en la escuela, la educación pasa a ser una estrategia estandarizada, que no deja espacios a las diferencias. La práctica del liderazgo está dominada por la racionalidad, eficiencia y burocracia. Los colegios están presionados y son parte de este sistema, al igual que sus líderes. En Estados Unidos tenemos un contrato verbal que señala que “todos los niños pueden aprender, equidad en la educación para todos”. Sin embargo, pese a que buscamos una mejoría, las actuales prácticas mantienen un sustancial statu quo. Cuando pensamos en estándares, sucede que olvidamos que la práctica está en su esencia formada por la experiencia humana real, que puede ser compleja, no predecible y desordenada.

Por ello, debemos estimular el espíritu creativo y las fuerzas adaptativas para ser exitosos. ¿O continuamos replicando el orden social existente dentro del liderazgo escolar o más bien tomamos riesgos e innovamos y buscamos desafíos para superar las inequidades del sistema? Lo que realmente buscamos son líderes exitosos capaces de construir ambientes que sean vibrantes intelectualmente y espacios enriquecedores para los alumnos. Es un desafío que requiere flexibilidad, creatividad y capacidad de adaptación de parte de la comunidad directiva.

 

"Hasta en las escuelas que tienen mejores resultados y funcionamiento, inevitablemente existen problemas y desencuentros porque las ideas no siempre funcionan como originalmente se pensaron"

 

—¿De qué manera afecta el trabajo colaborativo?

—Es intrigante entender cómo el trabajo colaborativo de los líderes contribuye a mejorar las escuelas. La cooperación es un valor, que implica poseer un sentido de inclusión y establecer relaciones con los individuos que forman parte de un sistema. Se trata de un proceso en movimiento, que tampoco es de causa y efecto.

Si miramos en perspectiva, es la calidad del sistema lo que permite liderar con éxito una escuela. Es la calidad de las relaciones de cooperación entre los miembros de la comunidad escolar, los diferentes roles, la diversidad, lo que permite el crecimiento personal y de la comunidad escolar en su conjunto.

—¿Cómo se define el trabajo cooperativo?

—No se define por la simple división y asignación de las tareas, sino más bien se trata de formar un equipo cohesionado de trabajo que permite llegar a un consenso y en el cual cada una de las personas contribuye y aporta dentro de una perspectiva única y un estilo. Al incorporar a todos los miembros de la comunidad (profesores, estudiantes, padres y la comunidad en su conjunto) expande la oportunidad para repensar la escuela y mejorar sus capacidades, y las condiciones que impactan directamente en la enseñanza y aprendizaje de los alumnos.

Todo esto permite entender que el director no es el solo y único responsable de los resultados de una escuela. Por el contrario, el trabajo colaborativo y en equipo, permite involucrar y transferir la responsabilidad a toda la comunidad, lo que en definitiva permite obtener resultados exitosos.

El trabajo colaborativo, sin embargo, requiere un set diferente de herramientas de parte de los líderes. Por ejemplo, el proceso de diálogo ayuda a mejorar la comunicación y entendimiento al interior de las escuelas.

Un líder y director que tiene oídos abiertos para escuchar, es otra de las herramientas clave, porque permite empatizar y realizar juicios asertivos. Esto es clave para crear climas de confianza y seguridad al interior de las escuelas.

 

"Una visión clara sobre la escuela permite sortear las dificultades, porque lo importante es que los líderes efectivos mantengan presente siempre la visión general y objetivos de la institución"

 

 

—¿Por qué se requieren líderes exitosos al interior de las escuelas?

—Antes que nada, es necesario señalar que los ambientes escolares están en constante cambio hoy en día. Las escuelas deben lidiar a diario con sofisticadas tecnologías, vastos medios de comunicación social y, por ello, en esos espacios los objetivos del colegio muchas veces no quedan demasiado claros.

Los sistemas educacionales se deben reordenar constantemente para mantener sus espacios dentro de un ambiente que cambia rápidamente. Las escuelas son organizaciones dinámicas que requieren más que servicio y mantenimiento. Una escuela exitosa necesita personas que posean una irresistible visión de lo que es posible. Visiones fuertes que mantengan la escuela dentro de su cauce, con focos claros que les ayuden en el día a día para seguir con sus objetivos trazados para el futuro.

Las personas pueden trabajar en ambientes de cambio y realizar mejoras en el sistema en forma continua, cuando saben que les están liderando. Si es que todos los miembros saben que la misión y la visión de su establecimiento es un trabajo continuo y de todos, irán a través de su trabajo, apoyando esos objetivos a través del tiempo.

Sin embargo, hasta en las escuelas que tienen mejores resultados y funcionamiento, inevitablemente existen problemas y desencuentros. Las ideas no siempre funcionan como originalmente se pensaron. Una visión clara permite sortear las dificultades. Líderes efectivos que mantengan presente siempre la visión general y objetivos entregan las estrategias necesarias para mantener la motivación, dirección y resiliencia en la institución.

Rose Linda Martínez posee un doctorado en Educación sobre Liderazgo Administrativo de Vanderbilt University, y un Master’s en Educación con mención en Currículo y Supervisión de Vanderbilt University. En estos últimos años, la Dra. Martínez se ha dedicado principalmente a la investigación y a la asesoría de proyectos de gran envergadura en temas tales como: procesos de cambios educacionales, cultura educacional, liderazgo educacional y desarrollo profesional, prácticas instruccionales culturalmente significativas, programas para comunidades indígenas y culturalmente diversas en Estados Unidos, América Latina y Asia. Además de ser académica de la Escuela de Ciencias de la Educación y Liderazgo de la Universidad de San Diego, es directora de la Academia para el Desarrollo del Liderazgo Educacional de dicha universidad.

Rose Linda Martínez es magíster y doctora en educación, especializada en desarrollo de currículum y supervisión, con especialización en liderazgo educacional. A lo largo de sus 25 años de carrera ha desarrollado innovadores metodologías para elevar las cualidades pedagógicas de los profesores y de gestión de los administradores de escuelas e instituciones educacionales.

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.