Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Dic 2020 - Edición 247

2020 un año para aprender

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

El liderazgo que requieren nuestras escuelas

“El liderazgo es importante porque transmite pasión y orientación. Es la capacidad de mostrar el norte que nos conduce y movilizar las voluntades hacia ello”, asegura Rodrigo Inostroza, subdirector de la Fundación Pentecostés, de la Red de Colegios Kentenijianos.

Por: Angélica Cabezas Torres
El liderazgo que requieren nuestras escuelas

La literatura resume el concepto “liderazgo” como la capacidad de influir, pero además “se complementa con algo que es condición para ello: la pasión necesaria en el corazón del educador, que finalmente lo lleva a movilizar todas sus fuerzas para influir en quienes le son confiados”, indica Rodrigo Inostroza, subdirector de la Fundación Pentecostés, con una vasta experiencia como director de colegio y profesor de postgrado en estas áreas.

Inostroza aclara que habla de pasión, porque el liderazgo no influye solo en la efectividad de una determinada actividad, sino también en cómo se lleva a cabo. “Se nota en la cara de la persona, en su postura física, en cómo se prepara y finalmente en la fuerza de atracción que ejerce en los otros. Todas estas características son fácilmente aplicadas al liderazgo educativo”.

Rodrigo Inostroza señala que los valores contenidos en el Proyecto Educativo Institucional (PEI), son orientaciones que el director debe tener siempre a la vista.

¿Cuánto influye la gestión directiva en lo que sucede dentro del aula?

Cuando escucho esta pregunta no puedo dejar de pensar en la tremenda carga administrativa que tienen los directivos escolares. La pregunta clave es cuánto logran impactar en el aula los directivos a pesar de esa fuerte carga que tienen.

La investigación es clara y coincidente en señalar que la primera variable de efectividad escolar al interior de la escuela es lo que el profesor realiza en el aula; siendo la segunda variable el liderazgo directivo. En términos de gestión, la labor del director es fundamental. Esta busca establecer sistemas de aseguramiento de la calidad y proporcionar las mejores condiciones (humanas, comunitarias y técnicas) para que los profesores realicen su labor de la mejor forma y en el más alto estándar posible.

 

¿Qué modelo de liderazgo necesitan nuestros colegios?

Hoy por hoy, la respuesta que resuena en forma casi automática es “liderazgo distribuido”. Se trata de un modelo muy eficiente y efectivo. Permite no solo la instalación de capacidades al interior de la escuela, sino que también hace partícipes y corresponsables a todos los miembros de la comunidad “empoderándolos”, haciéndolos sentirse protagonistas y responsables.

Sin perjuicio de lo anterior, creo que un modelo debe responder en gran medida al estado del desarrollo organizacional y a las demandas que enfrenta la escuela. Hay contextos en que una institución precisa de un liderazgo quizás menos distribuido y más directivo; o bien, un liderazgo francamente democrático o uno más inspirador. En otras palabras, el norte es siempre un modelo que favorezca la participación, valoración, integración y codirección de la escuela.

 

¿Qué características debe tener un buen director de colegio?

Creo que todo director debe tener al menos tres características principales. Lo primero que debe tener es pasión por lo que hace y un profundo anhelo de responsabilidad por quienes le son confiados. Estas características y expectativas deberían ser reconocidas por su comunidad ya que son propias de un liderazgo que da testimonio de lo que anhela.

En segundo lugar, debe tener una sanidad y estabilidad personal que le permita manejar las exigencias propias del cargo y que, al mismo tiempo, le ayude a construir relaciones saludables con las personas con quienes se vincula diariamente. Esto resulta ser un elemento muy crítico en el éxito de todo director. Se nota muy claramente en el tipo de liderazgo que despliega. Un líder inseguro tenderá a retraerse o incluso mostrarse autoritario; por el contrario, un director seguro de sí mismo tenderá a la construcción de relaciones de colaboración, amenas y con espacios de desarrollo.

En tercer lugar, debe tener conocimientos pedagógicos y de gestión educativa sólidos y actualizados, que le permitan tomar decisiones oportunas y pertinentes. Las competencias vinculadas a la toma de decisiones y comunicación resultan de gran relevancia.

 

¿Dónde debe estar el foco del liderazgo de un director escolar para realizar una gestión exitosa?

Todo director debe tener focos muy concretos. A mi parecer son: el aprendizaje, el desarrollo y una sana convivencia e integración de los estudiantes. Toda acción debe ir en miras a lo anterior.

La inspiración, formación y conducción de un equipo de gestión resulta clave para la instalación de un liderazgo más distribuido en la escuela. Si pensamos que el liderazgo de un director es indirecto en la sala de clases, esta influencia la realiza por medio de su equipo de gestión. El director es responsable de que su equipo sea efectivo y eficiente en las tareas que realiza; pero no puede dejar de lado el carácter inspirador y formativo. En este sentido, el director modela la forma en que espera que los miembros de su equipo gestionen a su vez.

Construir vínculos con la comunidad y las familias es una perspectiva que el director no puede dejar de tener. Se trata de poner en marcha una mirada sistémica; es decir, mantener una mirada que no solo vea el detalle de las acciones, sino que sea capaz de mirar cómo se relacionan e interrelacionan profesores, estudiantes, familia y entorno.

Por último, el telón de fondo es el proyecto educativo del establecimiento. La misión, visión y valores contenidos en el PEI son las orientaciones que el director debe tener siempre a la vista y recordar permanentemente a la comunidad. Cuando establece metas, lineamientos e inspira a la comunidad lo debe hacer desde el PEI y no desde un liderazgo personalista.

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.