Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Oct 2020 - Edición 245

Educar en el cuidado del medio ambiente

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

“Tratar sólo el bullying no es enfrentar el problema”

0

El bullying o violencia escolar es solo un síntoma de algo mayor, asegura Richard Cardillo, director del National School Climate Center de Nueva York (NSCC), quien conversó con grupoEducar en el marco del seminario “Estrategias para prevenir la Violencia Escolar, en Contextos Vulnerables”, organizado por SNA Educa y la Embajada de EEUU. Según el experto, contar con el compromiso de toda la comunidad escolar, es el requisito esencial para sacar adelante un proyecto de convivencia escolar exitoso. “Se necesita un pueblo entero para educar a un niño”, dice.


 

Por Angélica Cabezas T.

¿En qué momento la convivencia escolar se transformó en un tema urgente?

Estamos intentado educar a los alumnos para un mundo global, al servicio de la humanidad y no solo de nuestros países, pero desgraciadamente lo que hacemos es educarlos de la misma forma como hace 50 años. Debemos educar de una manera más fructífera e influir así en la convivencia escolar. Dentro de la convivencia escolar ¿Qué significado tienen el bullying y la violencia? Yo siempre digo que solo es un síntoma. Si hay bullying presente en un establecimiento educacional, es un síntoma de algo más profundo. Enfrentar solo el bullying no es tratar el problema. Por ello es mucho más fructífero preocuparnos de la convivencia escolar en general.

¿Cómo se puede involucrar a toda la comunidad escolar para llevar a cabo un plan de convivencia?

Tenemos que medir, preguntarles, pedir sus opiniones para tener un reporte de la convivencia escolar que se vive en el establecimiento. Por ejemplo, yo aplico una encuesta para padres de familia, profesores y alumnos. Al mirar los resultados, los padres y profesores dicen: “bueno convivencia escolar es seguridad escolar, hay pocos problemas…”, pero los estudiantes señalan exactamente lo opuesto: “ustedes los adultos no tienen la menor idea de lo que está pasando”. Por eso es muy importante preguntar a los alumnos también.

¿De qué forma los profesores pueden hablar el mismo lenguaje que los estudiantes y mantener el respeto?

No es exactamente el mismo lenguaje, sino un lenguaje común. Debemos usar una manera de expresarnos que puedan entender los alumnos.

Se recomienda tratar la convivencia escolar desde edades preescolares, ¿Qué consejos puede darnos para trabajar con preadolescentes que jamás han tocado este tema?

Se puede. Los adolescentes quieren dos cosas, primero quieren ser escuchados y además, visualizar que es posible cambiar su realidad y tener la oportunidad de compartir y ser parte de la solución.

El trato y el clima entre los profesores ¿De qué forma influye en la convivencia escolar?

Hay que tener transparencia. Es difícil ser profesor, pero existe la idea de que la cantidad de cosas que no podemos discutir con profesores es igual a la cantidad de toxicidad en ese colegio. Tenemos que ser trasparentes unos con otros, somos los modelos. Los alumnos van aprender a cómo portarse con otros, mirándonos, viendo cómo nos portamos con nuestros colegas.

¿Cuánto influye el contexto al momento de elaborar un plan de convivencia escolar?

Hay que tomar la realidad de nuestros alumnos y enseñar según ese contexto. Es posible planificar las lecciones, el horario del día, etc. en base a sus vidas familiares. Hay que usar toda esa información para ayudar.

Deja un comentario

Últimos Artículos

Ya está abierto proceso de postulación FUAS 2021

Ver más →

¿Qué informaciones debo tener en cuenta al momento de decidir mi futuro profesional?

Ver más →

¿Cómo tomar mejores decisiones vocacionales?

Ver más →

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.