Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Oct 2020 - Edición 245

Educar en el cuidado del medio ambiente

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

Sobre la medición del clima escolar

La convivencia escolar es evaluada en todos los colegios de Chile a través de los cuestionarios de calidad, que se aplican junto al Simce a estudiantes, padres y apoderados, y docentes. Sobre estos temas conversamos con el secretario ejecutivo de la Agencia de Calidad de la Educación.

Por: Marcela Paz Muñoz Illanes
Sobre la medición del clima escolar

Desde la Agencia de Calidad de la Educación, Carlos Henríquez señala que abordar los problemas de convivencia requiere de un liderazgo distinto, que vincule a la comunidad educativa en el diseño de las normas y velar para que estas sean aplicadas con justicia.

 

Explica el secretario ejecutivo de la institución que una concepción centrada en el ambiente de aprendizaje, “tenderá a involucrar más a los profesores en la comprensión de que ellos son parte de la solución, en tanto pueden ser también parte del problema, y tenderá a vincular la convivencia escolar con los aspectos técnico-pedagógicos, para crear ambientes de aprendizaje que logren mejorar el rendimiento de todos los estudiantes”.

 

—¿Son las mismas escuelas las que responden los cuestionarios de clima escolar?

 

—El clima de convivencia escolar es un importante indicador de desarrollo personal y social de los estudiantes, que apunta a su desarrollo integral en su proceso educativo. Los establecimientos con un alto clima de convivencia escolar son escuelas que cuentan con un ambiente donde cada integrante se respeta, y ese es un entorno estimulante, donde los estudiantes se sienten a gusto y son impulsados a ser mejores personas. Esto es lo que llamamos ampliar la mirada de calidad.

 

El clima de convivencia escolar tiene tres importantes ámbitos: un ambiente de respeto e inclusivo, un ambiente organizado donde todos conocen las reglas, y un ambiente protegido donde existe la seguridad de que nadie en la escuela va a sufrir violencia física o psicológica.

 

—¿Cómo se evalúa el clima?

 

—La convivencia se mide en varios niveles (los mismos que rinden Simce) y de manera censal. Debido a su alcance y magnitud, estos cuestionarios se han transformado en una pieza clave para evaluar no solo la convivencia escolar, sino también otros indicadores relevantes como la autoestima académica y motivación escolar, la participación y formación ciudadana y los hábitos de vida saludable, entre otros aspectos. Lo anterior es central en nuestro objetivo de contribuir a que las comunidades escolares se movilicen y avancen en sus trayectorias de mejora escolar.

 

—¿Se han aumentado los estándares para evaluar la convivencia escolar?

 

—Como Agencia de Calidad hemos asumido un concepto amplio de calidad educacional y, en esa línea, el sistema educativo chileno ha elaborado indicadores de calidad educativos que van más allá de los aprendizajes académicos: los indicadores de desarrollo personal y social que proporcionan a los establecimientos información relevante sobre distintas áreas de desarrollo de sus estudiantes, complementando con ello la información académica proporcionada por los resultados Simce y los Estándares de Aprendizaje. Así, estos indicadores entregan una señal a los establecimientos sobre la importancia de implementar acciones sistemáticas para desarrollar aspectos no académicos que son claves para el futuro de los estudiantes.

 

Como todo cuestionario que generará información relevante, en la Agencia de Calidad hacemos revisiones permanentes de su calidad y para esto trabajamos con expertos nacionales e internacionales que evalúan los estándares de los cuestionarios en aspectos como la elaboración de los instrumentos, medición, análisis y reportes.

 

Por otra parte, dado que hemos avanzado como país en la elaboración de este tipo de instrumentos para medir aspectos no académicos de las escuelas, formamos parte de un grupo asesor para la elaboración de los cuestionarios de factores asociados de PISA, junto a otros tres países de la OCDE.

 

—¿Se han incrementado las cifras de bullying en estos cinco últimos años en el país?

 

—Nosotros, como Agencia de Calidad, medimos que todos los colegios de Chile cuenten con una adecuada convivencia escolar, pero no medimos directamente el bullying, que es solo una parte de esa dimensión.

 

Como Agencia hemos trabajado por escuelas donde se promueva el respeto y buen trato entre los miembros de la comunidad educativa. Esto, porque el clima en la escuela afecta el bienestar y el desarrollo socioafectivo de los estudiantes, impactando sobre diversos aspectos de su vida escolar, que trascienden su rendimiento académico. En la escuela se aprende a participar, a vivir en comunidad, a opinar, a convivir respetuosamente con otros y solucionar los conflictos mediante el diálogo, un aprendizaje que será fundamental para toda la vida.

 

—¿De qué manera el trabajo en conjunto con la comunidad escolar permite impactar y mejorar la convivencia escolar?

 

—Al implementar una estrategia de mejoramiento educativo es fundamental poner la atención en la convivencia escolar de manera que exista coherencia entre lo que se enseña, lo que se practica y lo que se vive en cada uno de los colegios. Cuando existe esa coherencia y las relaciones entre profesores, padres y estudiantes son las adecuadas, la comprensión sobre la democracia es más directa y, por lo general, se obtienen mejores logros de aprendizaje.

 

Los estudios con los que contamos nos revelan consistentemente el esfuerzo de profesores, equipos directivos y encargados de las relaciones al interior de los establecimientos por generar un buen clima de convivencia. Esos esfuerzos se hacen e impactan en las comunidades.

 

Acá, lo realmente importante es que cada comunidad busque cuáles son las acciones que debe implementar. Comentaba anteriormente que los colegios con una buena convivencia se encargan de trabajar en un ambiente organizado, de respeto, pero también generan acciones que atraen a toda la comunidad escolar, convirtiendo a las escuelas en un espacio virtuoso para el desarrollo socioafectivo y para los aprendizajes.

 

Carlos Henríquez Calderón

Secretario Ejecutivo

Ingeniero comercial con mención en Economía de la Universidad de Santiago, magíster en Gestión y Políticas Públicas de la Universidad de Chile.

Actualmente es Secretario Ejecutivo de la Agencia de Calidad de la Educación. Previamente, fue gerente general del Centro de Medición de la Pontificia Universidad Católica de Chile (MIDE UC) y fue Secretario General de la Corporación de Educación Municipal de Maipú, una de las comunas con mayor población de la Región Metropolitana.

 

“Los indicadores de desarrollo personal y social en los establecimientos educacionales chilenos: una primera mirada” (2016)

 

  • Según este estudio, el indicador Clima de convivencia escolar es el que tiene mayor presencia en los establecimientos, con una mayor cantidad de prácticas institucionalizadas. El buen clima es propiciado desde los docentes, los equipos técnicos y directivos y, en general, por parte de todos los adultos que trabajan en la escuela, que hacen prevalecer un buen trato en la comunidad escolar.

 

  • Se ha detectado en las visitas a los establecimientos que los colegios con un alto desempeño y que cuentan con una adecuada convivencia, resguardan un ambiente de respeto y cordialidad propicio a través de normas conocidas, compartidas y que son responsabilidad de toda la comunidad; que realizan actividades en función de los intereses culturales y deportivos de los estudiantes y la comunidad, que se anticipan y abordan oportuna y sistemáticamente los problemas socioafectivos de la comunidad.

 

  • En los colegios de menores desempeños también hay conciencia de la relevancia de la convivencia y cuentan con acciones, que si bien deben ser profundizadas, ya son parte de la cultura escolar, como un énfasis inclusivo y de acogida a la diversidad; el contar con encargados y planes de convivencia, pero sobre todo a nivel de microrrelaciones, donde el rol que ejercen los profesores jefe en cuanto a aspectos formativos y de desarrollo personal de los estudiantes es muy importante.

 

 

Deja un comentario

Últimos Artículos

Comienzan las Olimpiadas de Habilidades Técnicas WorldSkills Chile 2020

Ver más →

Enseña Chile ofrece curso gratuito para equipos directivos  

Ver más →

Ya está abierto proceso de postulación al FUAS 2021

Ver más →

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.