Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

May 2021 - Edición 251

Volver a las humanidades

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

Investigación revela la importancia de los buenos profesores

0

Según un estudio realizado por la Universidad Diego Portales, en colegios públicos de mejor Simce, el 21% de sus profesores tienen una buena evaluación docente. Conversamos con Francisca Romo, académica de la UDP y una de los autores del trabajo.

 Por Marcela Paz Muñoz Illanes

En medio de la discusión sobre la reforma educacional, esta investigación revela nuevamente el hecho que “buenos profesores” obtienen mejores resultados en el aprendizaje de sus alumnos. La investigación realizada por esa casa de estudios reveló  a su vez, que aquellos establecimientos que seleccionan por mérito académico, como en los cuales existe un énfasis en la PSU, existe una mayor concentración de docentes bien evaluados, en comparación con las instituciones que no presentan esas condiciones. Aunque se plantea que estos datos se deben considerar con cautela, sí se deja en evidencia que los mejores maestros  no están repartidos de forma homogénea.

Asimismo, en las escuelas con peor desempeño es apenas un 12%, según la misma investigación realizada por esa casa de educación superior, la cantidad de docentes que obtiene una buena Evaluación Docente.

¿Cuáles son las principales conclusiones que arrojó el estudio?

El hecho de que en colegios públicos de mejor Simce, el 21% de sus profesores tienen una buena evaluación docente. De esta cifra se desprenden dos interpretaciones o reflexiones: por un lado, que un 21% de los maestros obtengan buenos resultados en el portafolio (el instrumento de la Evaluación Docente que logra identificar de mejor forma a los buenos maestros) es bastante bajo si queremos consolidar un sistema educacional de calidad, en este sentido, incluso en los colegios con buen desempeño, los profesores de “Buena calidad” son escasos. Por otro lado, la comparación con el grupo de desempeño más bajo (de solo un 12,5%) nos muestra que los mejores profesores no están donde más se les necesita.

¿Significa que tal como se informó hace algunas semanas en el semanario británico “The Economist”, una reforma educacional en Chile debiese partir por reforzar  la formación de los docentes?

 Efectivamente, una reforma educacional que pretenda ser exitosa y efectiva,  debe considerar dentro de sus pilares fundamentales a sus profesores, tanto en formación como en servicio. La evidencia acumulada en esta área ha mostrado que todo sistema educativo tiene como tope la calidad y capacidad de sus docentes. Sin embargo, esto no quiere decir que una reforma debiese hacerse cargo SOLO de los docentes y que otros aspectos institucionales del sistema escolar (como los cambios que se están haciendo hoy en día) no sean necesarios y complementarios a una reforma docente. Es más, mucha de la segregación de profesores, donde los mejores tienden a trabajar en contextos más favorables, tiene relación con la estructura el sistema escolar que ha segregado a sus estudiantes y que ha llevado también a que nuestros docentes sean seleccionados o se autoseleccionen en escuelas menos complejas. En este sentido, el desafío de la educación para todos y la capacidad del docente de hacer frente a la diversidad del aula y su complejidad, es cada vez mayor.

A la inversa, en los colegios con mal desempeño,  en general,  los profesores han resultado ser mal evaluados, ¿por qué ocurre este fenómeno?

Como señalaba más arriba, los colegios con menor desempeño, tienen menos profesores bien evaluados que los con buen desempeño. Así, caben hacerse dos preguntas: primero, ¿están los mejores profesores donde más se les necesita? ¿El desempeño docente en la sala de clases estará, al menos en parte, determinado por el contexto de la escuela y los estudiantes? No se está sugiriendo que los  estudiantes pobres/con peor desempeño empobrecen la enseñanza, sino que tal vez, en contextos socioeconómicamente desfavorecidos los profesores encuentran mayores dificultades para desarrollar su trabajo, dado que su preparación inicial y continua no les ha dado las herramientas suficientes para enfrentar la complejidad de dichos ambientes escolares. Por ello, es relevante entregar esas herramientas y, segundo, generar los incentivos necesarios para que los mejores profesores estén en estos contextos más diversos, desafiantes y complejos. 

 

Deja un comentario

Últimos Artículos

¿Cómo enseñar a los jóvenes a amar?

Ver más →

Con gran convocatoria se lleva a cabo seminario Grupo Educar sobre la importancia de la lectura

Ver más →

5 excelentes podcasts de cuentos e historias para leer con los ojos cerrados

Ver más →

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.