Encuenta el contenido que necesitas

Ingresa a tu cuenta grupoeducar

Jul 2019 - Edición 232

Técnicos Profesionales, el futuro que Chile necesita

Suscríbete a nuestra revista y podrás leer el contenido exclusivo online

Regístrate y accede a la revista

Autocuidado en los menores: ¡Ojo! con las pantallas

Digital y TICs

Por: Soledad Garcés

Por Soledad Garcés 

Las tecnologías han llegado para quedarse. Ya no podemos prohibir, sino que es imperativo educar en su buen uso y promover sus aportes y beneficios. La recomendación básica que hacen los expertos es que se limite el tiempo de conexión, se vigile el contacto con desconocidos, y se supervise el tipo de contenido al cual acceden los menores en la web, la TV e internet.

Televisión:

Ver televisión es una de las actividades digitales más demandadas por los escolares hoy.

Sin embargo, la programación a la que se exponen hoy, no está diseñada para un público menor de edad. ¿Riesgos? ¿Beneficios? Ver televisión es entretenido y para muchos, un momento de relajación. Como padres y profesores, haremos énfasis en las siguientes medidas de autocuidado para evitar riesgos:

  • Aliente a sus alumnos a determinar un horario para ver televisión mientras exista luz de día. La programación nocturna no está pensada para menores.
  • Motive la autorregulación. Cada alumno puede establecer sus horarios para ver TV y esforzarse en respetarlos.
  • Cuando se vea un programa de televisión, es recomendable conversar su contenido con otras personas. Motive esa actividad, en compañía de hermanos y padres. De esta manera, los niños y jóvenes comprenderán mejor los mensajes televisivos y sus contextos.
  • Promueva el ver televisión a no menos de 2 metros de la pantalla en ambientes ventilados, con el objetivo de evitar la fatiga ocular e insomnio.
  • Promueva actividades recreativas después de ver televisión, de manera que el cerebro recupere su capacidad activa tras este largo tiempo en una actitud pasiva. La actividad física es una muy buena compensación a un largo rato de televisión.

Promueva una programación adecuada para la edad de los menores y que posea contenidos de calidad, para que el alumno aprenda y se entretenga en ese tiempo de descanso

Videojuegos:

Los videojuegos, al contrario de la televisión, promueven una actividad social muy activa. Gran parte de los videojuegos permiten jugar entre varias personas y obligan al jugador a estar 100% dispuesto mentalmente en el juego. Son entonces una gran oportunidad para promover actividades que desafían a los niños y jóvenes en juegos de estrategia, resolución de problemas y acertijos. Sin embargo, es necesario tomar algunas precauciones:

  • Promueva el juego social entre sus alumnos, evitando que se relacionen con personas desconocidas con quienes se conectan en línea.
  • Es importante que los alumnos comprendan que cada juego tiene una calificación según su calidad y pertinencia en edad. Cada cosa a su tiempo. Los videojuegos para adultos contienen escenas y temáticas que pueden causar mucho daño a menores de edad.
  • Tanto el cansancio y la fatiga mental como las tendinitis, son las principales consecuencias físicas que se viven al jugar en exceso. Es sumamente relevante que se limiten los tiempos de juego a no más de 45 minutos al día. El cerebro de los niños aún no está preparado para asimilar y comprender el proceso del videojuego; por lo tanto, en tiempos acotados se verá menos exigido.
  • Promueva el videojuego social, libre de violencia y escenas escabrosas. Respete y haga respetar la calificación por edad que las empresas han determinado. Revise las clasificaciones en pegi.info.
  • Los ciberdelincuentes y acosadores están hoy buscando nuevas víctimas en los chats de videojuegos. Es importante explicar a los menores que, por seguridad, deben evitar el contacto con desconocidos.

Redes sociales e internet:

La internet es la gran pantalla… la tenemos al alcance de la mano a un solo clic. Es una herramienta laboral y de entretenimiento única que debemos saber potenciar de manera positiva y aprender a tomar resguardos para evitar sus riesgos.

  • La gran mayoría de los servicios web como redes sociales y comunidades virtuales, están diseñados para mayores de 13 o 14 años. Es importante que esta edad se respete para evitar exponer a los menores a situaciones que no serán capaces de manejar, como es el intercambio de información con personas que no conocen, o bien contenidos inadecuados para sus edades.
  • El control del tiempo es clave en la protección de menores en el uso de internet. Se debe promover su uso diario en tiempos acotados a 45-60 minutos.
  • La sobreexposición en las redes sociales puede traerles a los alumnos muchos problemas, como por ejemplo: exponerlos a críticas, a burlas o a situaciones de acoso. Promover pensar y evaluar las consecuencias que puede traer la exposición de la vida personal en la web, antes de publicar algo, es clave para prevenir riesgos y problemas que luego los menores tendrán dificultad para gestionar.
  • Recuerde a sus alumnos que tendrán que lidiar con las redes sociales toda la vida. Por esto, es recomendable que publiquen solo lo que es necesario compartir y que eviten ser “comentario” de los otros usuarios, con el fin de mantener una huella digital limpia y provechosa.

¿Eres docente?

Comparte tu material de apoyo a la comunidad

Compartir →

¿Fue útil? Califica este material

¡Gracias, hemos recibido tu calificación!

Materiales Relacionados

Mantengamos la conversación, búscanos en twitter como @grupoEducar

Ingresa a nuestra comunidad en Facebook y profundicemos el debate.

Créate una cuenta en grupoeducar

Revisa nuestro contenido en todas las plataformas desde un teléfono hasta nuestra revista en papel.